Mantenimiento de comunidades Marbella

Mantenimiento comunidades Marbella

Los trabajos que engloban el mantenimiento de comunidades en Marbella son diversos y abarcan varios terrenos. Uno de los cometidos de los que debe encargarse cualquier empresa que se dedique a esta labor es el de las reparaciones. Estas van desde pequeños arreglos en las paredes hasta reparaciones en el sistema de calefacción, el circuito de agua o la instalación eléctrica.

El conjunto de una instalación eléctrica lleva consigo la conservación, puesta a punto y pequeños arreglos que puedan sufrir los porteros automáticos y revisiones del cuadro de contadores, entre otras cuestiones. Por supuesto, un buen seguimiento del buen estado de la electricidad de una comunidad de propietarios debe ocuparse de la sustitución de todas las bombillas fundidas o, en su caso, de los tubos fluorescentes. Además, la empresa debe atender los arreglos necesarios en pequeños espacios de tiempo, por lo que ha de tener disponibilidad suficiente para ofrecer tranquilidad a los propietarios.

La instalación de agua es otro de los aspectos de los que debe encargarse una empresa de mantenimiento de comunidades en Marbella. Son varios los problemas que pueden surgir en esta faceta, como por ejemplo la pérdida de agua en los circuitos.

La buena detección de una avería es fundamental, puesto que su ubicación determinará quién debe costearla. Si dicha avería ha tenido lugar en la calle será la compañía suministradora del agua quien deba hacerse cargo de la misma; si no es así, será la comunidad quien deba repararla.

La realización de trabajos de albañilería en las conducciones de agua es otra de las funciones importantes dentro de las labores de conservación de una comunidad. En un edificio pueden surgir problemas en las bajantes, las cuales necesitan un control periódico para evitar que surjan tales problemas. Una rotura en una bajante o un canalón puede provocar que el agua se filtre a través de pequeñas fisuras de la pared y aparezcan humedades, las cuales pueden afectar tanto a las viviendas como a la fachada del edificio. Un buen control de las bajantes y canalones del edificio, manteniéndolos limpios y evitando la acumulación de desperdicios, es la mejor garantía para evitar males mayores en una comunidad de propietarios.

Algunas comunidades, además, cuentan con piscina. Este pequeño privilegio, naturalmente, conlleva el inconveniente de la continua revisión de su estado. Esta labor debe incluir el arreglo de pequeñas fugas, lavados de arena o renovaciones de agua utilizando productos químicos. Un factor muy importante es mantener la salubridad del agua mediante un tratamiento correcto.

En la zona de la Costa del Sol, nuestra empresa lleva años dedicándose, entre otras funciones, a las comunidades de vecinos. Contamos con un amplio equipo de profesionales cualificados pertenecientes a diferentes disciplinas, como la albañilería, la fontanería y la electricidad. También nos encargamos de los trabajos de revisión de las piscinas. Nuestros años de experiencia, el equipo de profesionales y los diferentes aspectos en los que trabajan, hacen de Gecogarden una empresa de referencia en el mantenimiento de comunidades en Marbella.

馃彚 Contacta con nosotros